auge y riesgo de los robots software

Pensamientos sobre el auge y riesgo de los robots software

Algunos de los últimos artículos de este blog los he dedicado a RPA (Robotic Process Automation), es decir, robots software que automatizan total o parcialmente procesos de negocio. En breve, dedicaré algún artículo también a los chatbots, voicebots, asistentes virtuales o, si se prefiere, interfaces conversacionales. Son dos tipos de soluciones que se encuentran en pleno auge como…

buenas prácticas para implantar RPA

Cinco buenas prácticas para implantar RPA (Robotic Process Automation)

Aunque RPA (Robotic Process Automation) es una disciplina o, más bien, un tipo de soluciones bastante novedosas, ya existe suficiente experiencia como para hablar de buenas prácticas para implantar RPA.Y más teniendo en cuenta que, en general, son buenas prácticas que derivan del sentido común y, sobre todo, de la innegable herencia de dos disciplinas existentes desde…

SOA y BPM

Preparando SOA y BPM para el cambio con Marc Fiamante

‘Dynamic SOA and BPM‘ es un libro de carácter netamente técnico, que explora conjuntamente los campos del BPM (Business Process Management) y SOA (Service Oriented Architecture) pero no de una forma general sino, muy expecíficamente, analizando las mejores prácticas para que ambas técnicas/tecnologías sean capaces de adaptarse con agilidad al dinamismo que se produce en la vida y negocios…

definición de Robotic Process Automation

Una definición de Robotic Process Automation (RPA) y una llamada al realismo

Como por desgracia ocurre con tantas tecnologías novedosas, especialmente cuando incorporan algo que tenga que ver con la inteligencia artificial RPA (Robotic Process Automation) es una tecnología, más bien un tipo de soluciones, sobre los que existe mucha literatura confusa, cuando no directamente exagerada. Puede venirnos bien, pues, disponer de una definición de Robotic Process Automation.  …

inteligencia

La robotización como llamada a la inteligencia

Valoro mucho el conocimiento y admiro la inteligencia.   El primero, el conocimiento, depende muchísimo de nosotros mismos, del esfuerzo que hayamos puesto cuando fuimos estudiantes en asimilar datos y adquirir habilidades. Y, mucho más importante aún, del empeño y dedicación que hayamos puesto en seguirnos formando cuando ya no somos esos estudiantes. O, si se prefiere,…